Buscar primeramente el Reino de Dios

Seek the Kingdom of God
Fr. Oscar, Homily

Esta vez me gustaría reflexionar sobre la segunda lectura de este domingo. San Pablo escribe: “Así que, si han resucitado con Cristo, buscad las cosas de arriba, donde está Cristo sentado a la diestra de Dios” (Colosenses 3:1), está, por supuesto, pasando de la Resurrección a la Ascensión. Ponemos nuestra mente en lo que está arriba porque el resucitado es el ascendido cuyo reino es ahora “desde el cielo”.

Esto es esencialmente “Buscar primeramente el Reino de Dios” (Mateo 6:33). Y si tuviéramos que preguntar qué significa poner nuestra mente en las cosas de arriba, utilicemos nuestra imaginación y moldeémosla de acuerdo al reino de Cristo, solo necesitamos mirar al final de la sección más larga que comienza este versículo: “Todo lo que hagan, en palabra o en obra, háganlo todo en el nombre del Señor Jesús…” (Colosenses 3:17). Cualquier cosa que hagamos en esta vida en la tierra, hagámoslo sujetos a ese nombre, sujetos al Señor resucitado y ascendido. Hemos sido sepultados con Cristo, hemos resucitado con Cristo, estamos sujetos al Cristo ascendido. Pablo termina la historia con una alusión al regreso de Cristo. Muerte, resurrección, ascensión, segunda venida. Esa es tu historia, ahí está tu identidad en Cristo. Esta es la historia que contamos todas las semanas en el altar y desde el púlpito. Ve a vivir esa historia.

Pablo concluye su lista de pecados con “y avaricia (que es idolatría)” (Colosenses 3:5). Ese es el meollo del asunto. Hay algo en nosotros que siempre nos empuja a desear más y más, pero ese más no debe ser para las cosas de la tierra, sino para las cosas del cielo. Recordemos que renacemos en Cristo a través de nuestro bautismo, revistámonos de nuestra nueva identidad, y vivámosla en plenitud.

Paz y bien.

Padre Oscar Mendez